Nace un bebé milagrosamente al sobrevivir a un aborto a las 7 semanas de gestación.

Vicky Harper, de 24 años vivía una situación financiera difícil cuando descubrió que estaba embarazada de su tercer hijo. Preocupada y asustada, decidió que era mejor abortar a su bebé. 
Su novio Kennan McIvor, de 19 años, le aseguró que estaba dispuesto a cuidar de ella y el bebé, pero Harper estaba decidida a tener un aborto.
A las 7 semanas de embarazo, se practica una técnica que succiona el bebé. En este periodo de desarrollo los huesos del bebé están todavía blandos y y se succiona los fragmentos del niño.


Sin embargo, en el caso de Harper el abortista falló y no mató a la bebé, Harper ha se dio cuenta de esto casi inmediatamente después de su regreso a la casa.
«Estaba cansada y tenía mareos continuamente, «dijo al «Mirroir». «» no Comía nada. Ya tenía dos hijos, reconocí los síntomas del embarazo ‘. »
Así pues , Harper hizo otra prueba de embarazo, que fue positiva. Los médicos no le creyeron y ella se realizó 15 pruebas de embarazo, Los cuales fueron todos positivos. Un médico le mandó hacer un ultrasonido el cual confirmó que el bebé de Harper estaba vivito y coleando. Esto significa que el abortista, (un practicante) falló el aborto o el aborto mató a un gemelo mientras que el segundo hijo quedó vivo.
Todo esto se descubrió más de 9 semanas después del aborto y Harper ahora estaba embarazada de 16 semanas. Los médicos le recomendaron un aborto diciéndole que este tendía riesgos, que podría dañar su útero.
«No no me quise arriesgar a que es de aborto fallará también porque estaba ya muy avanzada en mi embarazo,'», dijo Harper.». Pero no me podía imaginar dando a luz a este bebé. Les pregunté si [un segundo aborto quirúrgico] me podría matar. Respondieron que, aunque el riesgo era muy bajo, era una posibilidad. Me sentí totalmente devastada. Estaba embarazada de un bebé que no amaba y no estaba planeado. Pero no tuvo otra opción que tener a mi bebé ‘. » El bebé nació a principios de mes, en perfecto estado de salud. Harper dijo al «Mirroir» que no se arrepentía de haber rechazado el segundo aborto
«No cambiaría las cosas por nada en el mundo», dijo Mi bebé es especial y yo siempre le digo que lo amo mucho.
Harper dijo que cuando Jack Sea mayor, le dirá que ella intentó terminar con su vida en el vientre.
— Pero ¿cómo una madre puede encontrar las palabras para decir a su hijo esto? Todo lo que puedo decirle es que él es un sobreviviente y que lo amo más lo que pensé que era posible, »

Por Nancy Flanders de lifenews.com del sitio www.cqv.cq.ca traducción y edición libre CM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *